Entrevista a Zeus Vargas

 

"Mi primera película porno la grabé hace 18 años siendo menor de edad, pero fue con mi consentimiento"

Contenido más morboso en nuestro perfil Onlyfans

Nos recibe en su casa de Alemania, donde pasa una temporada por trabajo. Zeus Vargas está a punto de cumplir 18 años en el porno, una amplia trayectoria profesional que sólo se ha visto truncada en dos ocasiones por un cáncer en la cabeza. A sus 36 años recién cumplidos lleva toda una vida haciéndonos disfrutar en una industria en la que entró siendo un crío y a la que ha visto evolucionar en estas dos décadas. Con muchas ganas de seguir dándolo todo, disfrutando del placer de la dilatación anal, Zeus, gitano con dos carreras y que habla siete idiomas, afronta una nueva etapa profesional, adaptándose a los nuevos canales del porno.

¿Qué hace un chico como tú en un mundo como este?
Me encanta el sexo y me encanta que me miren, tanto trabajando como en mi vida cotidiana.  Se me dio la oportunidad  hace muchos años de entrar en la industria y lo hice por la puerta grande, porque no tuve que hacer ningún casting. Aunque por temas de salud tuve que dejar la industria en varias ocasiones, no imagino mi vida sin cámaras alrededor. 

¿Cómo he cambiado el mundo del porno desde tus inicios a la actualidad?
En mis inicios yo era un crío y cobraba una pasta por rodaje y los actores teníamos asistente personal para atendernos y que no nos faltara nada. Ahora mismo, y no menosprecio a ninguna productora porque sigo trabajando con ellas, se echa de menos a esa persona que te vigila, te cuida, te protege o arropa. Además de que lo que se paga actualmente es una quinta parte de lo que yo ganaba entones. Las industrias potentes de entonces se mantienen, pero ahora hay mil veces más productoras abiertas por los propios actores de elite y eso les afecta. Por lo que en vez de pagar lo que debería te ofrecen lo mismo que las pequeñas. 

¿Recuerdas cómo fue tu primer rodaje?
Quedé con un chico por un chat y fui a su hotel. Cuando terminamos de follar me dijo que tenía un culo espectacular y si no me importaría rodar porno gay. Era un crío y dije que no. A la mañana siguiente recibo un sms del chico, invitándome a quedar de nuevo,  Cuando llegué había un montón de personas, cámaras, un fotógrafo... Me preguntaron que si era el actor, a lo que yo respondí que había venido para follar con aquel chico que estaba allí. Y me dijeron "sí, eres el actor, pasa aquel baño y arréglate que empiezas a grabar". Yo, ni corto ni perezoso, lo hice y fue asombroso porque era una compañía muy importante en aquella época y la película versaba sobre el encuentro fortuito entre dos chicos adolescentes. Me preguntaron si había estado cómodo y si quería continuar. Ahí fue cuando me pidieron el DNI y descubrieron que tenía 17 años, pero antes había mentido y dicho que tenía 19.  Es ahora cuando confieso por primera vez, ya que el delito a prescrito, que hice mi primera peli siendo menor edad, aunque fue con mi consentimiento.

¿Te habías planteado alguna vez ser actor porno?
Yo soy gitano y desde que nacemos y crecemos sabemos los patrones que tenemos que seguir y, en mi caso, eran mis abuelos, mis tíos, mi padre... Mi abuelo paterno fue una persona que buscó como alimentar a su familia con métodos que no voy a entrar a valorar y el padre de mi madre fue más honrado y trabajador,  también alimentó a los suyos con dos burros y una carreta, criando conejo y vendiendo su carne. A nosotros nos dieron la oportunidad de evolucionar en la vida y yo quería ser "paleta", albañil, y lo que quería era hacer casa para que mis hermanos tuviesen la suya. Terminé dos carreras, arquitectura y administrador de empresa, y hablo siete idiomas, como castellano, catalán, inglés, francés, italiano, portugués y alemán. Pero nunca me planteé el porno, fue a raíz de conocer a este chico, ya que jamás había visto ni una revista pornográfica.

¿Cómo te defines como actor porno?
Follar lo sabemos hacer todos y yo no tengo un pollón. Delante o detrás de la cámara somos personas, seres humanos con sentimientos y mi sello es respetar a todo el mundo y me da igual que seas una estrellita o vayas de estrellado. 
Yo soy de los que piensan que las estrellas están en el cielo y nosotros somos meros profesionales que hacemos algo que otros no se atreven.

¿Lo que más te gusta de trabajar en el porno y lo que no soportas?
Lo que más me gusta del porno es follar y lo que menos me apasiona, y lo siento por el resto de mis compañeros, es la envidia. Con eso no puedo. Ahora hay actores que se hacen novios y graban, pero luego se separan y forman su grupito de amigos y si grabas con uno no puedes hacerlo con el otro... Ay, chico, que el porno es follar, el sentimiento, el corazón y la cabeza se dejan en casa y, una vez que se folla , ya si eso somos amigos. 

"Soy gitano, tengo dos carreras, Arquitectura y Administración de Empresas, y hablo siete idiomas"

¿En qué contenido porno te sientes más cómodo grabando?
No hay algo que tenga en mi mente, aunque es cierto que no hay nadie que pueda decir que me ha visto en un múltiple porque no me siento cómodo. A partir de ahora si tengo que grabar tríos y orgías, pero antes no me gustaba que la polla que me iba a meter en la boca saliera de otro culo. Sentía más reparo, aunque ahora con la edad que tengo, me he hecho más adulto, he evolucionado y me da más igual, aunque me siento más a gusto en el uno contra uno o dos contra uno que en un múltiple. Además, gracias al ojete que tengo, estoy grabando muchas escenas de dildos y fisting. 

¿Te defines como un hombre pasivo?
Yo soy pasivo, aunque no totalmente, ya que lo que tengo entre las piernas también lo tengo que meter. Solo puedo ser activo con una pareja o si me lo piden en una productora, por contrato.

Con tantos años de trabajo, ¿Tienes buenos amigos en la industria?
Hay personas a las que amo con todo mi ser, como Viktor Rom, que es un ser mágico para mí, ya que cuando él grabó por primera vez en Europa lo hizo conmigo. También Arcángel y Daniela Evans, que son pareja y hacen cine para adultos y los quiero con mi alma. Son muchos más, como, por ejemplo, Martin Mazza, Roco Stelle o Nacho Vidal.

¿Nunca te has planteado hacer porno hetero?
Hay algo en el aire, pero no te puedo decir nada. Hay una idea de hacer una movida con una pareja heterosexual y yo.

Una persona que viaja tanto como tú, ¿qué no puede faltar nunca en tu maleta?
Llevo varias botas con arneses y suspensorios, es decir, vestuario para no repetir en mis shows. Tengo mi propio diseñador de ropa y me confecciona cualquier prenda para  mis espectáculos. Aunque en breve cabe la posibilidad que salga una línea de ropa con el nombre de Zeus Vargas.

¿Qué buscas en tu vestuario habitual para tus trabajos?
Depede del lugar. En una sauna no usaré nada leather porque la calor sería abismal. Pero, en una discoteca, utilizaría algo más rollo sport o depende del fetish de la sala.

"Lo que más me gusta del porno es follar y lo que menos me apasiona, la envidia"

¿Cómo son tus espectáculos en vivo?
Yo no soy bailarín, mi trabajo es el sexo y lo que hago es follar. Ahora me han salido algunos espectáculos en sauna y siempre que hago un espectáculo voy con mi maleta en la que va mi colección de dildos, que es algo que nunca puede fallar. 

¿Cuál es tu postura favorita para follar?
Cuando estoy con alguien, a cuatro patas, pero si estoy solo jugando con un dildo prefiero boca arriba, ya que tengo mucha flexibilidad en las piernas y me las pongo detrás de la cabeza y no necesito a nadie.

¿Cómo estás viviendo este nuevo movimiento Onlyfans dentro de la estructura del porno?
Yo mi Onlyfans lo abrí hace unos días y soy medio virgen. Me chocó porque son muchos pasos los que tienes que dar y solo puedes grabar con personas activas en la misma plataforma. Todo esto es muy nuevo y apenas sé manejarme. Lo llevo bien y ahora viajo a Barcelona, Madrid y Canarias y tengo espectáculos y citas Onlyfans en mi agenda. Las productoras porno van a ir cayendo una a una porque si me follan y me pagan por ello 150 o 200 euros está bien, pero juego de dildos o de fisting no está pagado con 100, 200, 300, 400 y, muchas veces, ni con 500 euros. Por lo que prefiero quedar con alguien que sepa bien cómo trabajarse mi culo y meter su puño para vender el vídeo en cualquier plataforma y que la productora no gane más dinero con mi cuerpo y ganarlo yo.

¿Tienes en mente algunos actores con los que te gustaría colaborar en esta nueva etapa de generación de contenidos propios?
Con todos los chicos me gustaría tener una colaboración mínima porque cada persona te aporta algo bueno. Aunque hay varios actores con los que quiero grabar sí o sí, pero decirlo ahora públicamente no creo que me aporte nada bueno porque puede parecer que menosprecio a otros.

¿Te gustaría seguir una línea de contenido en tus grabaciones?
En la variedad está el gusto y si me cierro en algo me estancaría en eso. Lo que quiero contar son historias, aunque no quiero dejar el tema de mis dildos que son muy importantes y tienen hasta nombres, como Caballito, Benidorm (el primer dildo que me regalaron allí) o Negrito. Tengo otros más con los nombres de los chicos que me lo han regalado. Es uno de mis fetiches porque soy un amante de la dilatación anal.

¿Tienes alguna técnica para dilatar antes de meterte estos dildos?
Mentalmente, sobre todo. Si hay cámaras alrededor o es un espectáculo necesito que las personas no hagan jaleo para que mi cabeza esté relajada y, cuando estoy con alguien, yo voy dando las instrucciones de lo que tienen que hacer en cada momento. Uno de mis mejores espectáculos lo hice en el Salón Erótico y se llamaba Magia Anal. Era un grupo de personas del público sentado en un sillón con un gran dildo entre las manos y me los iba metiendo uno a uno.

"Gracias al ojete que tengo suelo grabar muchas escenas de dildos y fisting"

El Zeus más personal

¿Con qué edad perdiste la virginidad? 8 años.
¿Primera imagen morbosa que te impactó y se te quedó grabada? El primer pollón que me comí con ocho años.
¿Recuerdas la primera escena porno o película que viste en tu vida? Sí, creo que era una producción de Falcon Studio.
¿Has hecho algo en el sexo que nunca pensaste que llegarías a hacerlo? Meterme dos puños en el culo.
¿Qué papel juega la masturbación en tu día a día? Para mí masturbarme no quiere decir tocarme la polla. Cuando me meto uno de mis dildos, para mí, es como si me masturbase.
¿Eres de los que si no te corres no disfrutas? Qué va, yo soy de los que, si me corro, es una bendición, pero, si no, es mejor porque aguanto horas y horas.
¿Has tenido sexo con algún familiar? He tenido sexo con dos de mis primos, por parte de padre y madre, y con un tío, que no voy a decir a qué familia pertenecía. Siempre he sido muy sexual.
¿Te han pillado alguna vez con las manos en la masa? Un montón. Una de las que más me impactó fue un encuentro con dos hermanos gemelos, que tenían unas pollas abismales, y recuerdo que su madre entró y estaba con las dos pollas dentro. La señora me miró y preguntó "¿te está gustando?", y respondí "mucho". Cerró la puerta y se fue de la casa, pero antes nos dijo que disfrutáramos. Yo tendría unos 15 años y ellos 18. Terminé preñadísimo.
¿Te queda algo por hacer en el sexo que no hayas probado nunca? Sexualmente, lo que entendemos por normal, no me queda nada por hacer. Por ejemplo, he tenido sexo con menores, aunque no lo sabía, como una de mis mejores experiencias que fue con un chico de Gran Canaria, que llevaba su propio coche, que era de su hermano y usaba su carnet de identidad. Fue la primera persona que me meó, me metió un puño en el culo y me mordió follándome. No me importaría que, si está leyendo esto, me buscara.

El sexo y la política

¿Qué práctica sexual tendrías con el presidente del gobierno Pedro Sánchez? Me inspira pegarle y someterlo a mis placeres.
¿Y con Santiago Abascal? A este señor le pediría que me sometiera.
¿A Pablo Casado? Me lo llevaría de cena y tendría un encuentro sexual romántico.
¿Y a Pablo Iglesias? No haría nada con él, lo rechazaría.

¿A qué personaje famoso no te importaría ver desnudo?
Soy muy humilde y no alardeo de nada, pero conocí a Pablo Alborán cuando no era famoso y siempre le pedí que fuera él. Nos conocimos en el vestuario de una piscina y teníamos sexo eventualmente. Él es una de esas personas que hubiese deseado admirar desnudo, no obstante ya me lo he comido. Él es parte de la perfección del cuerpo humano.

¿Te gustaría contarnos algo de lo que no hayas hablado mucho abiertamente?
Hay dos temas. Uno es el por qué me enorgullece poder recordar, ya que cuando fui un crío tuve cáncer en la cabeza y estaba alojado en el archivo de memoria, por lo que tendría que aprender a todo, a caminar, reír, a sentir. Lo he superado dos veces, sin embargo sigue aquí, está encapsulado, siendo una de las primeras personas en hacerlo. Y el otro es mi paternidad. El ser que más amo con toda mi rabia es mi hijo y se llama Robert.

Si quieres ver los vídeos de la morbosa entrevista a Zeus Vargas, que jugó con sus grandes dildos mientras charlábamos, entra en el siguiente enlace.


Sigue a Zeus Vargas en Instagram, Twitter y Onlyfans.

Comentarios

Lo más visto